Comprueba si tu móvil es resistente al agua de esta forma tan sencilla

Por Carmelo Soriano

Con la llegada del verano también lo hacen los baños junto a la piscina o la orilla del mar, y en algunas ocasiones esto suele ser bastante peligroso, sobre todo si nuestro móvil no es resistente a al agua.

Además de esto también puede que queramos saber si tiene resistencia al agua, si estamos pensando usar nuestro móvil para sacar impresionantes imágenes bajo el agua. A continuación, te contamos cómo.

Así puedes saber si es resistente al agua.

Comprobar si nuestro teléfono móvil es resistente al agua es algo muy sencillo con la ayuda de un app llamada Water Resistance Tester.

Una aplicación que utiliza los sensores internos de nuestro teléfono para comprobar su estanqueidad. Gracias al barómetro interno sabremos si nuestros dispositivos son aptos o no para resistir al agua.

La aplicación está disponible en la tienda de aplicaciones de Google para su descarga pulsando a aquí. Una vez descargada e instalada en nuestro dispositivo es hora de probarla.

Su funcionamiento es muy sencillo y se basa en medir la presión interior de nuestro móvil gracias a su barómetro interno. Para medir la presión sigue los siguientes pasos:

Coloca el móvil sobre la mesa y abre la aplicación.

La prueba da comienzo cuando colocamos el dedo gordo de cada mano en la parte de la pantalla marcada con dos huellas dactilares y ejercemos presión sobre estos puntos.

Terminada la medición, aparece el informe arrojado por la aplicación sobre el grado de protección de nuestro dispositivo ala agua.

Además de esto, también se recogen datos sobre la presión recogida por el barómetro y con la cual los algoritmos han trabajado para calcular el grado de protección.

El uso de esta es totalmente seguro pues no necesita ningún permiso ni guarda datos relativos al usuario ni de nuestro dispositivo. Además, ocupa poco espacio y es una herramienta fiable usada por los servicios técnicos para realizar un test rápido del estado de sellado de los dispositivos móviles.

Pero no sólo sirve para comprobar el grado de resistencia. También podemos analizar si nuestro dispositivo ha perdido estanqueidad tras un golpe, pues esto puede afectar de forma considerable a la resistencia sobre todo si la carcasa o el material aislante han sufrido algún tipo de daño. O si por el contrario el paso del tiempo también ha hecho mella en la capacidad estanca.

Aunque los resultados de la aplicación pueden llegar a sorprendernos gratamente, pues modelos que en un principio no están catalogados como resistentes al agua pueden arrojar resultados positivos.

Aunque lo más recomendable es no sumergirlo, pues nos arriesgamos a causar daños irreparables un nuestro dispositivo.

años que además no serían cubiertos por la garantía si el teléfono aún dispone de ella, al no encontrarse esta entre sus coberturas.

Esto sobre todo es útil para comprobar el estado de nuestros dispositivos y evitar posibles problemas relacionados con el agua. Por lo que te recomendamos que lo uses en modo informativo y si detectas algún problema acudas a un servicio técnico con el fin de subsanarlo.

Compatir

Contenido Relacionado