Buques militares rusos en Cuba/Art. de María Hernández

Por Carmelo Soriano

Santo Domingo, RD.- El acercamiento que ha realizado Rusia a su siempre aliada Cuba debería ser aprovechada por la más grande de las Antillas Mayores para estimular la producción hacia ese país que pasa por una situación de hambruna tal que cuando los cubanos residentes en el exterior le preguntan a sus familiares en el país qué quieren que les lleve dicen sin pensarlo dos veces, alimentos.

Esos buques deben llegar con regularidad a la isla cargados de comida y medicamentos y porqué no hasta de automóviles de Rusia para sustituir a los ya obsoletos autos que tienen, muchos de ellos de más de seis décadas.

Más que llevar armas o cualquier otra herramienta de guerra a Cuba este país lo que necesita es comer, aunque hay que ver cuáles son las verdaderas intenciones de este viaje no tan corto a esa isla.

En la República Dominicana, se puede observar en una agencia de envíos que se encuentra en la 27 de Febrero cerca de la 30 de Marzo,la gran cantidad de fundas y bolsos que llevan los cubanos residentes en nuestro país a sus nacionales en Cuba, muchos de los cuales parecen ser alimentos y otros artículos de uso diario.

Cuando Estados Unidos se dio cuenta de la presencia de los buques militares en Cuba y también envió buques de ese país a vigilar las costas cercanas entre la isla y Estados Unidos.

Además, es posible que Rusia intente con esta estrategia estar presente en los mares del Caribe y de América del Sur en los países que han mostrado ser desde hace mucho tiempo sus aliados.

Se recuerda que el bloqueo que todavía mantiene Estados Unidos sobre esa nación caribeña fue producto de la Guerra Fría y la crisis de los misiles que se vivió entre Estados Unidos y Rusia que para bien de todos no se llegó a materializar.

La Guerra Fría fue un período marcado por un conflicto político-ideológico entre Estados Unidos y la ex Unión Soviética (URSS), entre los años 1947 y el 1991, como lo describe el portal nationalgeographicla.com.

Según la misma fuente, fue en el año 1962, cuando el Sistema Internacional se enfrentó a la crisis de los misiles en Cuba. Esta coyuntura llevó a los Estados Unidos como potencia hacia un nivel de tensión, en donde las decisiones de Estados Unidos o de Rusia, de cada uno de ellos, podrían haber significado la consecución o finalización de la Guerra Fría.

Al hacer historia de la crisis de los misiles en Cuba hay que recordar que se considera como el episodio más grave y además, el momento más peligroso en lo que tiene que ver con las hostilidades, porque el gobierno soviético instaló en Cuba rampas de lanzamiento para armamento de corto y mediano alcance, capaces de alcanzar objetivos que estuvieran comprendidos en todo el territorio estadounidense, como lo explica la revista evistascedoc.com

En esta oportunidad hay frente a las costas de Cuba el submarino de propulsión nuclear ruso Kazan junto con una fragata de misiles cuya actividad juzgan medios internacionales como una maniobra arriesgada del Kremlin en las aguas de El Caribe y de acuerdo a los expertos tiende a ser una respuesta al apoyo que ha mostrado, en todo momento, Estados Unidos a Ucrania.Aunque desde Estados Unidos vigilan la situación no consideran que sea una amenaza.

La flotilla de cuatro buques militares de guerra , incluido también un submarino nuclear rusos se prevee que se mantenga en las costas de Cuba desde su llegada el miércoles 12 hasta el lunes 17 de junio y los ciudadanos cubanos tienen libertad para entrar en los grandes barcos y pasear por sus interiores hasta donde los dejen llegar.

Compatir

Contenido Relacionado